La historia detrás de LuLu y Nana, el gen CCR5Δ32

Gran revuelo ha causado el anuncio mundial del nacimiento de dos pequeñas niñas que han sido genéticamente modificadas por parte del Dr. Jiankui He. Estas pequeñas son el primer caso “oficial” de modificación genética en humano que ha sido llevado a término, las niñas se reportan sanas y salvas en compañía de sus padres Mark y Grace.

¿Y qué es lo que les modificaron a Lulu y Nana?

El padre de las pequeñas es Mark y está infectado con VIH, razón por la cual él y Grace su esposa habían decidido no tener familia. Fue hace un par de años que conocieron al Dr. Jiankiu He que después de escuchar su caso los acepto para ser pioneros en un tratamiento que él denomina un avance más en la fecundación asistida, la modificación genética mediante CRISP9.

 

Eran 7 pequeños embriones los que se consiguieron mediante fecundación in vitro a los cuales se les realizó la manipulación genética, solo 2 de ellos fueron viables después del proceso. Lula y Nana fueron reimplantados en la matriz de la madre y hace unas semanas nacieron sanas y salvas. Pero tenían un algo muy especial en sus genes, se les había modificado el gen CCR5. Esta proteína es importante ya que es una de las proteínas involucradas en el proceso de infección del virus.

¿Pero por qué el gen CCR5?

La proteína CCR5 es una de las proteínas que da acceso al virus a la célula, una vez que es identificada por el virus y se acoplan las proteínas gp42 con el receptor CD4 se da un pulso eléctrico en las CCR5, CXCR4, CCR3 o CCR2, este pulso genera un cambio en su estructura y pierden la atracción entre ellas, generando que se separen formando un poro en la membrana por donde ahora si el virus entra a la célula y comienza el proceso de infección.

 

La CCR5 es la proteína de acceso para la variante M del VIH-1, que es la variante mas distribuida en el mundo.

 

Existe una mutación del gen CRR5 que fue detectada en Europa que presenta una mutación casi en la parte terminal del gen, esta mutación ocasiona que el gen tenga 32 pares de bases menos que el gen normal, lo que ocasiona que la proteína al ser expresada sea una proteína incompleta, que no se funcional y ya no es transportada a la membrana.

 

Así tendremos células que no tienen el receptor CRR5 en sus membranas lo que brinda una resistencia parcial al virus, esto porque algunos humanos tienen también en sus membranas la proteína CXCR4, y si esta es funcional el virus podría infectar las células.

 

¿Es seguro el gen CCR5 Δ32?

Para contestar esto veamos qué es lo que sabemos hasta hoy.

Primero que nada, los individuos con la mutación son personas aparentemente sanas y no hay complicación evidente.

Se ha reportado que la mutación CCR5Δ32 brinda cierta protección en las fases avanzadas de la artritis reumatoide y disminuye la severidad del padecimiento, sobre todo por inhibición de la respuesta inflamatoria. En este mismo sentido el disminuir la respuesta inmune e inflamatoria en ciertos procesos se ha visto favorece a la aceptación de trasplantes de órganos y en la reducción del daño permanente por lesiones cerebrales por traumatismo. así como, disminuye los efectos primarios de la Colangitis esclerosante. También se ha observado que bajos individuos con bajos niveles de CCR5 tienen perfiles de lípidos favorables, disminuyendo el riesgo de infarto entre otros. Y Finalmente esta mutación brinda inmunidad parcial al VIH, pero también se ha observado inmunidad cruzada con otros patógenos como Vibrio cholera, Plasmodoim sp y Salmonella tiphy.

 

En el caso de la Colangitis esclerosante primaria es en doble sentido; bajos niveles de CCR5 se ha visto relacionado con síntomas menos agresivos de la enfermedad, pero las personas con la mutación CCR5Δ32 tienen el doble de probabilidad de que presenten la enfermedad.

 

Por el otro lado, bajos niveles de CCR5 están asociados con cáncer de colon y rectal, también con complicaciones en rechazo de órganos de trasplante, con deficiencias en la reparación de tejido óseo, con mortandad por infección de virus del oeste del Nilo. También se ha visto relacionada con reacciones adversas a la vacuna del virus de la fiebre amarilla y en reacciones severas de la encefalitis por garrapata.

¿Porqué CCR5 y no la CD4?

Al CD4 es una proteína que está relacionada con muchos procesos, no solo el reconocimiento del VIH con la célula que va a infectar, las contraindicaciones son más que las que se presentan por deficiencia de CCR5.

La modificación genética en humanos es una realidad y es el inicio de una nueva era en la ciencia, los principios éticos, morales y legales deberán avanzar de la mano con la vertiginosa velocidad a la cual las ciencias están avanzando. Que este bien o este mal, ya es parte de la percepción filosófica moral de cada persona.

 

¿Y tú qué opinas, a favor o en contra?

Déjanos tus comentarios.

 

Para más información consulta:

El genoísmo y el bebe perfecto

Rapsodia y Bohemia, la batalla contra el VIH/SIDA

Bibliografía consultada.

Alvarez, V., López-Larrea, C., & Coto, E. (1999). Receptores de Quimiocinas en la infección por VIH-1 y la progresion hacia el SIDA.Pdf. Inmunología, 18, 3–13.

Barmania, F., & Pepper, M. S. (2013). C-C chemokine receptor type five (CCR5): An emerging target for the control of HIV infection. Applied and Translational Genomics, 2(1), 3–16. http://doi.org/10.1016/j.atg.2013.05.004

Barmania, F., & Pepper, M. S. (2013). C-C chemokine receptor type five (CCR5): An emerging target for the control of HIV infection. Applied and Translational Genomics, 2(1), 3–16. http://doi.org/10.1016/j.atg.2013.05.004

Brelot, A., & Chakrabarti, L. A. (2018). CCR5 Revisited: How Mechanisms of HIV Entry Govern AIDS Pathogenesis. Journal of Molecular Biology, 430(17), 2557–2589. http://doi.org/10.1016/j.jmb.2018.06.027

Eri, R., Jonsson, J. R., Pandeya, N., Purdie, D. M., Clouston, A. D., Martin, N., … Radford-Smith, G. L. (2004). CCR5-Δ32 mutation is strongly associated with primary sclerosing cholangitis. Genes and Immunity, 5(6), 444–450. http://doi.org/10.1038/sj.gene.6364113

Espy, N., Pacheco, B., & Sodroski, J. (2017). Adaptation of HIV-1 to cells with low expression of the CCR5 coreceptor. Virology, 508(May), 90–107. http://doi.org/10.1016/j.virol.2017.04.033

Galvani, A. P., & Novembre, J. (2005). The evolutionary history of the CCR5-Δ32 HIV-resistance mutation. Microbes and Infection, 7(2), 301–308. http://doi.org/10.1016/j.micinf.2004.12.006

Hummel, S., Schmidt, D., Kremeyer, B., Herrmann, B., & Oppermann, M. (2005). Detection of the CCR5-Δ32 HIV resistance gene in Bronze Age skeletons. Genes and Immunity, 6(4), 371–374. http://doi.org/10.1038/sj.gene.6364172

Novembre, J., Galvani, A. P., & Slatkin, M. (2005). The geographic spread of the CCR5 Δ32 HIV-resistance allele. PLoS Biology, 3(11), 1954–1962. http://doi.org/10.1371/journal.pbio.0030339

Teitelbaum, J. (2012). Real Cause Real Cure: The 9 root causes of the most common health problems and how to solve them, 351, 1–5.

Autor entrada: Salvador Castell

Biólogo marino con estudios de posgrado en biotecnología genómica, bioquímica, biología molecular y educación especial. Naturalista y entusiasta de la ciencia. Desarrollador de Proyectos educativos, desarrollo sustentable y transferencia tecnológica. "Conocimiento que no se transmite, no sirve de nada"